miércoles, 30 de noviembre de 2011

Me enseñaste...

...que la vida se encuentra incluso en la más pequeña mariposa de Irak.


Sólo hay que buscarla.

Alargando la agonía

A veces nos encontramos con problemas sin solución. Problemas que no dependen de nosotros, que nos matan, y que al final se acaban convirtiendo en secretos, y después en mentiras.
Todo pasa, como en una fábrica, por un proceso lento, que a veces parece que solo se hace para alargar la agonía:
1. El problema. Tan simple y esencial como eso. Cuando te das cuenta de que no puedes hacer nada, cuando te sientes impotente ante la simple idea de lo que pueda pasar, cuando darías lo que fuera por solucionarlo.
2. Aceptarlo. Es el momento en el que se lo quieres contar a la gente, porque piensas que tal vez te animen, pero no puedes hacerlo, porque sabes lo que pasará. Les preocuparás, y entonces intentarán solucionarlo, pero cada vez que lo intenten, te recordarán el motivo, y volverás a hundirte en un agujero oscuro... Sólo tienes una opción: Guardarte tu dolor. Que no le afecte a nadie más, que nadie se preocupe, que nadie pierda ni un segundo pensando en ti, o en tus problemas, porque sino estará en la misma situación que tú, sin poder hacer nada. O porque en el fondo, sabes que nadie conseguirá sacarte, y que te seguirás hundiendo, poco a poco, hasta tocar fondo.
3. Mentir. Es cuando surge la típica pregunta de ...
-¿Qué te pasa? ¿Estás bien?
-No me pasa nada, (Me encuentro fatal, todo mi mundo se viene abajo, solo quiero que todo esto acabe, o tal vez que nunca hubiera empezado... cada día se me hace eterno, y prefiero hacer cualquier cosa antes que pensar, porque lo que realmente me pasa es ...algo. Una pesadilla, que me atormenta cada día, cada minuto que me distraigo... me siento totalmente fuera de lugar, porque no puedo hacer nada para solucionarlo, necesito ayuda, me he perdido, y no sé como volver a casa...) estoy perfectamente. (Y luces tu sonrisa, la más falsa que has sacado en mucho tiempo... )

Pero tranquila... todo acaba.

lunes, 21 de noviembre de 2011

Adiós al Rosa

Empecemos por lo primero... ¿Quién soy? Creo que no puedo responder demasiado bien a esa pregunta, pero os contaré lo que sé:
Nací un 16 de agosto de 1997, tras varias horas de dolor, en un viejo hospital de monjas en Madrid.
Soy la primera hija de dos hijos segundos.
Mi padre, un niño que se crió en la ciudad, en la calle. No pasaba mucho tiempo en casa, y mucho menos estudiando, pero como él dice, tuvo una infancia feliz.
Mi madre fue una niña muy enferma desde el principio, que por problemas respiratorios, se tuvo que mudar al pueblo un año con sus abuelos. Sus padres nunca la hicieron demasiado caso, y se puso a trabajar a los 14 años, y se expresaba a través de la pintura.
Ahora mi padre es estricto y amigable, y mi madre cálida y proteccionista.
En fin, volvamos a mi historia.
De pequeña, mis padres dicen que era la típica niña de revista, con los ojos verdes enmarcados por una carita grande y rosada.
A los 2 años, me mudé de Madrid, y me trasladaron del colegio de monjas a uno en el que viví gran parte de mi infancia.
Al año, aproximadamente, me volví a cambiar de colegio, y dos años más tarde, volví de nuevo al segundo colegio en el que había estado.
Creo que en el fondo, esos cambios me vinieron bien, ya que estoy acostumbrada a adaptarme y a los cambios.
Recuerdo que me pillaron una vez pintando las paredes, y me castigaron limpiando los graffitis de todo el colegio, o cuando el profesor mandaba alguna nota a casa, y me dedicaba durante toda la tarde a falsificar las firmas de mis padres.
Acabé el colegio con una media de matrícula y sobresaliente.
Todo me iba bien. Las notas, las clases, la familia, los amigos...
Tuve una infancia sencilla, y como decía mi madre, mi vida era "de color rosa", porque ese color simboliza la felicidad.
Quizá sea por eso por lo que odio ese color, porque he acabado aprendiendo que todo lo bueno se acaba.

viernes, 18 de noviembre de 2011

Querida luna de plata...

Miré el cielo, y vi la luna... fina, lejana y plateada.
Corrí, corrí con todas mis fuerzas lo más lejos que pude. Pudieron ser segundos, minutos, horas...
Seguí todo lo que pude; sólo quería alcanzarla, sólo quería ser como ella.
Me enamoré de mi luna de plata, tan perfecta, tan brillante. Pasé la noche contemplándola, sin apenas parpadear mientras notaba que me faltaba el aire.
Pero ella se siguió alejando más y más.
Aceleré el ritmo. Mis piernas quemaban y mis pies sangraban, pero ya no me importaba nada. Ya no pensaba en el dolor, en mi vida, en el pasado o en el futuro, solo sabía lo que quería, la quería a ella, y me cegué en ello.
Lo dejé todo atrás, solo para seguir a mi querida luna.


Pero entonces el cielo se volvió dorado, y finalmente salió el sol.
Me di cuenta de que lo había perdido todo por algo imposible.
Alcanzar la luna... que tonta fui.
El sol fue ascendiendo en el cielo, y yo sonreí. ¿Como pude haber sido tan... ingenua?
Pasé el día sentada, contemplando el sol, y pensando que brillaba más que la luna, que daba más calor, y que lo llegaba a notar más cercano.
Me curé las heridas y descansé.
Pero cuando pensaba que el sol era perfecto, también me dejo sola... de nuevo el cielo cambió de color y se volvió violeta.
No.
Nunca conseguirás alcanzarla.
Solo trae oscuridad y frío.
...
Me armé de valor y miré al cielo.
Descubrí que ni el sol, ni todas las estrellas del mundo conseguirían nunca tanta belleza, tanta dulzura, tanta perfección... nunca conseguirían que mi cuerpo ardiera por correr hacia ellos. Miré al suelo.
Ya llevaba horas corriendo hacia ella.
Lo volví a dejar todo atrás aquella noche.
Y volveré a hacerlo, una y otra vez, porque ya no me siento vacía cuando el sol desaparece. Me siento... viva



Solo te pido eso...

No, no quiero ni besarte, ni abrazarte, ni darte la mano, ni decirte "te quiero".
Me basta con levantarme por las mañanas y saber que sigues ahí... que aún no me he quedado sola.

jueves, 17 de noviembre de 2011

No pienses, házlo

Mirame y luego dime si deseas besarme.
Besame y luego comprueba si soy yo,quién tus labios buscan.
Buscame y luego mira si es a mi a quien encuentras.
Encuentrame y luego piensa sí soy yo quién necesitas.

You are perfect

Quiero que te des cuenta de lo equivocada que estás, y de lo perfecta que eres...
Te has caído mil veces, pero siempre has tenido fuerza para levantarte. Sé que ésta vez piensas que tienes demasiadas heridas y demasiada carga encima como para conseguirlo, pero no te preocupes; yo te ayudaré.
Eres fuerte y sensible al mismo tiempo, transparente y obtusa como sólo tú sabes. Tienes unos ojos preciosos, que lo pueden decir todo con una mirada y una sonrisa que te alegra el día desde primera hora de la mañana.
Me gusta como eres, ¿Sabes? Y aunque lo niegues o quieras pensar lo contrario, eres increíble. Nunca me han gustado esos palos planos y sin curvas.
Me gusta también cuando te picas y me miras con esa cara con tu mirada asesina, o cuando te levantas feliz y vienes cantando.
Eres única. No puedes tener amigos normales porque tú no eres normal.
Eres enamoradiza. Te dejas llevar por tus sentimientos, pero en realidad te gustaría hacer lo mejor para ti, pensar fríamente... pero cuando oyes su voz te derrites.
Una parte de ti le odia por todo el daño que te ha hecho, pero tu corazón te dice que es un clavo que quema, pero que debes aferrarte a el, y no le puedes dejar marchar.
Tienes las ideas muy claras, sabes lo que quieres hacer con tu vida, y sabes que quieres ser feliz. Pero a veces de obsesionas tanto con la felicidad que no te das cuenta de todas las cosas buenas que te encuentras por el camino, y ahí entro yo. Bueno, ahí entramos todos tus amigos, para intentar que abras los ojos.
Me gustaría decirte que siempre estaré ahí para lo que necesites, pero creo que hay cargas que ni siquiera yo seré capaz de soportar. Te daré malos consejos de vez en cuando, así que no me hagas mucho caso... pero quiero que sepas que si me equivoco, siempre desearé lo mejor para ti.
No puedo evitar que te caigas, pero siempre tendrás una mano amiga que te ayude a levantarte.
Gracias por seguir aguantándome después de tanto tiempo.
Y recuerda siempre esto: You' re perfect to me

lunes, 14 de noviembre de 2011

Yo no tengo la respuesta..

-¿Dónde está la chica que siempre venía con sus ojos brillando y con su maravillosa sonrisa?, ¿dónde está la chica que por muy mal que le fueran las cosas sonreía alegremente y te decía: "tranquilo, estoy bien", la chica que decía: "hay que arriesgarse", la que con un chiste malísimo se estaba media hora riendo y los buenos no los pillaba, la que nunca se rendía, la que siempre luchaba por lo que quería, la que si quería algo hacía todo lo posible para conseguirlo?, ¿dónde está?
~ Estoy aquí... 
- ¿Aquí? ¿Dónde? Yo ahora mismo solo veo una chica de mirada triste, con los ojos llenos de lágrimas, con una sonrisa fingida, con una expresión de como si todo le diese igual... ¿Y la chica que siempre era feliz, dónde está?
~No lo sé, preguntale a él

Te importa

Si algo quieres, algo te cuesta. Si te cuesta, vale la pena. Si vale la pena, te interesa. Si te interesa, te preocupa. Si te preocupa, te hace pensar. Si te hace pensar, te hace actuar. Si te hace actuar, es que te importa.

domingo, 13 de noviembre de 2011

Todos nos sentimos solos alguna vez, aunque estemos acompañados.
Tal vez sea porque necesitamos estar solos, pero en el fondo eso es algo que a nadie le gusta.
Puede ser que simplemente se necesite a la persona adecuada en el momento adecuado, y si no está, debes ir a buscarla. Cógela de la mano, y dile la verdad:
-Te necesito.

Éramos como una tortilla de patatas...

Yo era demasiada patata para tan pocos huevos.

sábado, 12 de noviembre de 2011

Abre los ojos

Abre los ojos, ya. ¿Lo ves? ¿Estás viendo todo lo que hay ahí fuera?Cierto, ahí fuera hay miles problemas, un ascos de vidas quizás, besos rechazados, infinitos ''no te quiero'', príncipes de colores pero nunca azules, finales infelices, desgracias.. Y así millones de sucesoste esperan fuera. Pero como mil problemas que hay, hay también mil y una solución, por haber hay fe suficiente para hacer de tu vida la mejor, la oportunidad de callar a alguien con un beso, que ni si quiera le de tiempo a rechazarlo, la suficiente valentía de escuchar un ''yo no'' a respuesta de un ''te quiero'', la posibilidad de pintar a tu propio príncipe azul, como si lo quieres rosa, verde o amarillo. Haz de tu vida un cuento que acabe feliz o que simplemente no acabe..

viernes, 11 de noviembre de 2011

Protesta musical

Rockeros, poperos, raperos... todos los presentes: ¿qué os creéis? ¿que el rock nació de la nada? ¿que lo inventó Chuck Berry? 
Raperos... ¿Qué? Expulsáis lineas que hablan de libertad, cambios y aceptación ¿y luego calificáis al metal de ruido?
¡Pop! ¿Qué pasa con vosotros? ¿Os creéis que el mundo empieza en Lady Gaga, o para los mas cultos en David Bowie?¡¡NOOOOOO!! Todo es una misma rama: ¡MÚSICA! 
No me ralléis la cabeza con ideas cuadradas...estoy dipuesta a hablar con vosotros, no me importa... pero seamos honestos: ninguno somos expertos... así que no nos lo hagamos, que luego nos dan por culo.
Ya estoy muy harta. Abramos la mente. Aprendamos, vamos y luego hablamos,que la boca nos la podemos jugar todos, pero eso del orgullo ya es mas difícil.
Estoy hasta las narices de los ''expertos'' musicales... ¡MENTES CERRADAS ! La musica española es una mierda, porque el castellano es monótono. Una cosa digo, eso no es un idioma monótono, es falta de vocabulario. 
Me han dicho que suena siempre igual, que lo que mola es el punk, a lo que yo respondo que es imposible que Sabina y Siniestro Total suenen igual. No conocia ni a uno ni ha otro. Sabina es un poeta, Siniestro es punk... ¿De qué época es Siniestro Total?
 Y no me interesan escritores de amores de maricas (refirindose, a Don Juaquin Sabina)... Estoy harta de los rockeros que ni se molestan en escuchar algo e rap, de intentar entender por qué es arte, y hay que diferencialo del reggeton (Que  personalemte desprecio. Coño, no me mola y punto, pero creedme, no es porque me cierre de mente, es porque ya he escuchado algo, y me perforó los tímpanos..)
Y estoy hartísima de discutir de géneros. Señores y señoras,os lo digo ya... la música es muy extensa, infinita, y no la puedes clasificar por colores como si fueran los archivos de una oficina...me da igual si es Grunge, BritPop, Rock, Rock 'n' Roll o Pop-Rock... de gente que cree que lo uno o lo otro es de un nivel mas o menos bajo solo por el ''estilo'' o simplemente: comercial.
Desde aquí lo digo,de forma clara: 
No es mas culto el que más sabe, si no el que más está dispuesto a aprender.


Raperos, seguidores del inigualable Nach:


Poperos, seguidores del legendario Michael Jackson:


Rockeros y metaleros, fieles a los clásicos como Metallica:


A los que les molan otros estilos, indie, folk, regge, blues, jazz .... abrid los ojos, y daros cuenta de que solo sois parte de una gran familia.
Cada uno tiene un nombre, pero el primer apellido es Música, y el segundo Arte.

Haz lo que te digo:


Y dispara de una puta vez.


Reviéntame ya, joder.

miércoles, 9 de noviembre de 2011

Vivo mi vida como me da la gana

Antes de que me coman,comeré. Si tengo que elegir entre pisar o ser pisada, pisaré. Si tengo que gritar, gritaré más que tú. Si río, pues río, y si no lo hago, no lo hago,,pero lo que me da exactamente igual es tu opinión.
Piensas que estoy loca, que a veces soy rara, antipática o simpática.
Te voy a dar un consejo deja de preocuparte tanto en lo que dejo o no de hacer o en lo que soy o no,procura pensar más en ti y tener tu propia vida y cuando llegues a ser realmente perfecto o perfecta,entonces me llamas.¿Queda claro?

¿Y si ya no queda nada por lo que luchar?

¿Qué debo hacer cuando ya no me queda nada por lo que luchar? Cuando el mundo se me cae encima y no puedo sostenerme en pie...
Arriesgarlo todo lo que me quede, aunque sólo sea una mísera vida por conseguir algo, por lograr algo.
Total, ya no puedo perder nada más, ¿no?
Pues entonces prefiero morir luchando.

Vete

No, mejor ven y dime que ya no me quieres, quizás que no me has querido nunca. Pídeme que te olvide, que deje de contar las veces que me llamas. 
Sincérate; dime que ya no habrá más distancia porqué no queda nada que separar, que tampoco habrá tiempo, ¡que deje ya de esperar! 
Dilo: Fin.

Perdona que me ría, vida mía

Ya sabes que las noches son muy largas, que te peleas mil veces con tu mente, que crees estar preparado para la batalla y solo eres un cobarde disfrazado de valiente. 
Y dime que ha costado tu aventura, si ha valido la pena engañarme. Si ha sido solo un acto de locura o ha sido un acto muy meditado para dañarme.

domingo, 6 de noviembre de 2011

Al final de ese camino... estás tú.

-Ha sido un error... entré en el juego, no se por qué...no lo sé. Por confusión, por atracción, por curiosidad, por lo que sea. Pero yo no quiero estar con ella, quiero estar contigo.
-No puedo... no puedo.
-Escúchame, mírame. Hay cosas que se saben en una décima de segundo. Y ésta es una.
Que llevo meses buscando el camino para olvidar a la única persona del mundo a la que creía que podía querer. Y ahora me doy cuenta... de que al final de ese camino, estás tú.

Imposible o improbable

La Real Academia define algo imposible, como algo que no tiene facultad ni medios para llegar a ser, o suceder; y define improbable como algo inverosímil, que no se funda en una razón prudente.
Puestos a escoger, a mi me gusta más la improbabilidad que la imposibilidad, como a todo el mundo supongo.
La improbabilidad duele menos, y deja un resquicio a la esperanza, a la épica.
Que David ganara a Goliat, era algo improbable, pero sucedió, un afroamericano habitando la casa blanca era improbable, pero sucedió, que los Barón Rojo volvieran a tocar juntos, era improbable, pero sucedió, que Nadal desbancara del número uno a Féderer, una periodista convertida en princesa...
El amor, las relaciones, los sentimientos... no se fundan en una razón prudente, porque lo improbable es por definición, probable.
Lo que es casi seguro que no pase, es que puede pasar.
Y mientras haya una posibilidad, media posibilidad entre mil millones de que pase.. vale la pena intentarlo.

-LHDP-

Supongamos que...

todos tenemos un cofre en nuestro interior, un cofre en el que guardamos nuestros sueños, nuestros deseos. Pensemos que un día hablamos de ellos, con la ilusión de verlos pronto muy lejos de ese cofre que les encierra. Ahora visualizar el problema que caracteriza a toda buena historia, ¿dónde esta la llave?



¿Qué es madurar?

¿Empezar todos los dias con una cara triste porque eres consciente de la realidad?
¿Saber que tus sueños no se van a cumplir?
¿No disfrutar de las pequeñas cosas?
¿Saber como es la gente en realidad?
¿Darte cuenta de que todas las cosas son de color gris?
¿Tener el doble de problemas..?
Entonces es cierto, prefiero ser toda mi vida una inmadura.

Olvídate

Olvida el paso del tiempo, las caricias que no pudiste dar, los abrazos que jamás sentiste en tu espalda y la lluvia que nunca conseguiste tocar.Olvida el daño que te hicieron, que te hiciste y te harán, porque el tiempo no es nunca amigo, porque el tiempo siempre se debe olvidar.
Olvida las palabras y el viento que siempre se las consigue llevar. No son palabras sinceras aquellas que en ti no se quedan, aquellas que no se pueden demostrar. Olvida las canciones que te hacen recordar, aunque sé bien que no podrás, no hay nada más dificil que olvidarse de sentir, de vivir, de pensar...

sábado, 5 de noviembre de 2011

Está decidido.

A la mierda la sociedad. Me voy a mi mundo.


Llueve.

Y la lluvia cae sobre mi, intentando atravesarme.
Noto caer el agua sobre mi frente, y levanto la cabeza, miro al cielo y cierro los ojos.
Las gotas de agua resbalan desde mis labios hasta mi barbilla, y lentamente se deslizan por mi cuello. Un escalofrío me sube desde la espalda, y siento como se me eriza el vello de la nuca.
Tengo que entrar.


Subo las escaleras, aún goteando hasta mi habitación, y cuando llego miro la lluvia a través de la ventana. Está empañada de vaho, y dibujo una sonrisa en ella.
Me voy a por una toalla, y cuando vuelvo, miro de nuevo a través del cristal, pero mi sonrisa ya no está. Una gota la ha borrado... está llorando.
Y esa noche, salí bajo la lluvia, me tumbé en el camino, sin ropa, y lloré. Sin motivo alguno. Pero mis lágrimas no eran de agua...

Ya hace tiempo

... que no hecho de menos tus besos de surfero con sabor a fresa.
Ya hace mucho tiempo que no pienso en cada vez que discutíamos, y me callabas con un beso, o en como me sonrojaba y bajaba la cabeza para que no lo vieras, o cuando sonreías, y me mirabas con esos ojos castaños que tanto me gustaban.
Pero nunca sentí lo mismo que tú. Lo tuyo fue mucho más allá, y aún hoy, después de varios meses sin vernos, dices que me extrañas.
Pero asúmelo, te fuiste. Te quise, pero nunca llegué a amarte. Te quise como mi mejor amigo, tal vez algo más. Fuiste mi mundo durante mucho tiempo, y cada vez que tu llorabas, yo sufría por ti.
Pero ya no quiero que vuelvas.
Si me necesitas, me cruzaré todo el país corriendo, si hace falta para ayudarte.
Solo te pido un favor. No te pido que me olvides, porque lo veo bastante difícil, después de tantos años, y ni yo misma he sido capaz de conseguirlo. Solo te pido... que aprendas a vivir sin mi.

viernes, 4 de noviembre de 2011

Smile

Durante todo este tiempo, cada decisión que ha tomado, cada pequeño detalle de su vida, ha sido como una puñalada tras otra.
Mientras él estaba feliz a mi lado, yo sufría sonriendole.
Y eso se acabó. 
Yo nosé qué pasará cuando volvamos a hablar..
Pero entre tanto voy a hacerle feliz cada segundo, Aunque sepa que voy corriendo a un precipicio. Aunque me vuelva loca. Voy a hacer que se despierte cada mañana con una sonrisa, la misma que le he dado yo todo este tiempo.


-PS-

miércoles, 2 de noviembre de 2011

Un poquito de mi

Me hace feliz despertarme a las tantas en el pueblo, con olor a comida de la abuela, ganar una carrera de gotitas de agua en la ventana, o hacer dibujos cuando se empaña el cristal al salir de la ducha.
Aunque me pique, me gusta que me llamen princesa, solo por llevar la contraria a algo que no debería gustarme. Me gusta el olor a humedad, el olor a chocolate fundido y el olor a mar.
Mis sabores favoritos son... la menta, el chocolate, el queso, las galletas, las nueces, el azúcar, las pipas, la carne, los yogures (de pequeña me los comía por toneladas), los bombones, ... -Bueno, lo voy a dejar porque sino no acabo-.
Me gustan las manzanas rojas, las fresas, los kiwis, la piña, las moras  y las cerezas.
Mi árbol favorito es el roble y el sauce llorón.
Prefiero la montaña a la playa, y los grandes lagos al mar.
Si, me gusta inventarme palabras, como pelátano (plátano), kewi (kiwi), lurungustino (langostino), malacatón (melocotón) -por cierto, también me encanta-, chiau (adiós), okidoki (vale) ...

No lloro prácticamente nunca, y las cosas a veces llegan a un punto en el que dejan de importarme.
Creo que la vida hay que vivirla, siempre, cada segundo. Aprovechar cada latido, cada respiración, y no pensar ni en el pasado ni en el futuro.
Para mi los errores no existen, solo es una forma equivocada de hacerlo. Solo hay que cambiar de estrategia.
Nunca ha besado a nadie, ya que todos los besos que he dado me los han robado. 
Me considero una chica a la que le gusta llevar la contraria, cabezota, fuerte, y tal vez a veces un poco salvaje. 
Tengo venazos infantiles, y no todas mis sonrisas son sinceras, lo reconozco. Las cosas que no quiero saber, las ignoro. Unos me llaman valiente, otros cobarde. Me da igual. Soy valiente para muchas cosas, pero solo hay un par a la que no estoy dispuesta a enfrentarme.

Tengo muchos defectos, y me cuesta aprender de mis errores. Tengo muchas facetas, mucho genio, y es recomendable no pillarme de mal humor.

Y ahora estoy... ¡Comiendo chocolate! ¡Que novedad! y me siento bastante egocéntrica :P


El mundo es así:


Porque las mujeres ven porno, mientras los hombres lloran.

Hechos


Volveré a confiar en ti cuando tus hechos me demuestren que el resigo vale la pena. 


-Live on-

Datos personales

Mi foto
No, no tengo las cosas claras, y no quiero tenerlas. Quiero vivir el día a día, e improvisar. Quiero ganar y perder en esta vida, pero sobre todo, quiero disfrutar de cada día como si fuera el último,... el último día de los muchos que me quedan. Me llamo Andrea, y tengo 15 años. Según el momento, puedo ser madura o inmadura, porque no suelo pensar en el futuro. De pequeña bebía café descafeinado porque me sentía mayor, y ahora me encanta, al igual que me gusta saltar en los charcos o cantar en la ducha. Escribo este blog, porque me gusta escribir todo lo que no puedo gritarle al mundo. Espero que lo disfrutéis :)

Flickr

Blogger templates

Search